[ÚLTIMAS CRÍTICAS] [DRAGSTER-WAVE.BLOGSPOT.COM.AR]

miércoles, 13 de agosto de 2014

CRÍTICA 300 EL ORIGEN DE UN IMPERIO (2014) . POR MATÍAS OLMEDO

SISTEMA DE CALIFICACIÓN: ☆ MALA BUENA MUY BUENA EXCELENTE

300: El Origen de un Imperio no será recordada como su antecesora, pero podría definirse como una buena secuela; Contiene muchas más escenas de acción y cada una de ellas duplican la apuesta por la cinematografía y los efectos visuales realmente deslumbrantes de Simon Duggan. Sin embargo, lo que hacen que estas escenas sean notables es la coreografía. Gran parte del largometraje se centra en las batallas, y cada una de las escenas son tan fluidas como cual Vals profesional. Un Vals muy brutal.

Sinopsis: El general griego Temistocles lucha por conseguir la unidad de las polis griegas. Él dirige las tropas griegas que se enfrentan con el ejército persa, liderado por Xerxes y Artemisa, para impedir la invasión del país. Spin-off de la película/cómic 300, basado en la novela gráfica "Xerxes", de Frank Miller.

300: El Origen de un Imperio tiene como productor a Zack Snyder (300, Watchmen, Man of Steel), gran conocer de la fantasía y lo visual que le deja la batuta a un desconocido pero oportuno Noam Murro. Al igual que las obras anteriores de Snyder, El Origen de un Imperio no duda en mostrar mucha sangre derramada y desnudez. Esto es especialmente importante para los aficionados al cine de acción, que tienen que conformarse con películas censuradas para que puedan atraer a un público más amplio.

Los impresionantes efectos visuales no son rival para el verdadero punto culminante de la película, Eva Green. Es difícil corre la vista de ella, se desenvuelve demasiado bien siendo una despiadada comandante persa, Artemisa. El resto del elenco se desempeña bien pero todos ellos son palidecen en comparación con ella. Sólo Lena Headey, que interpreta a la reina Gorgo de Esparta, se acerca a Eva Green en términos de rendimiento y carisma.

Algo importante en esta entrega es que pareciera que Snyder la hubiera dirigido, Murro emula/imita con gran acierto la estética de la original y tapa las faltas con otro punto fuerte de la película, su ritmo. La secuela se mueve muy rápido y no se detiene en las escenas de dialogo, no más tiempo del necesario. En este sentido, con un poco mas de historia se podría haber estado mas a la altura de la original.

El Origen de un Imperio sufre un poco debido a su protagonista. Sullivan Stapleton es realmente muy bueno como Temístocles pero no puede compararse con el rendimiento de Green, ni menos compararse con la imagen de liderazgo que tuvo Leónidas (Bluter) en la primera. Uno termina preguntándose si él era la persona más indicada para llevar a la película sobre sus hombros.

También esta película no es para personas que buscan una trama original. Gran parte de la secuela es un mero recuento de los acontecimientos de la primera. Por otra parte, casi no hay desarrollo de los personajes; los únicos personajes que realmente se desarrollan es el de Artemisa y en menor medida el de Xerxes.


Como conclusión, 300: El Origen de un Imperio es visualmente impresionante, debería verla cualquier persona que le haya gustado la primera entrega. Aunque no es una obra maestra como su predecesora, sigue siendo una película entretenida. Los aficionados al cine de acción, en particular, están obligados a disfrutar de esta película.

Mi Calificación es: